fbpx
26 enero, 2022

Reporteros en Movimiento

Información sin Censura

CONTRIBUYE LABORATORIO DE ALTA ESPECIALIDAD DE HEMATO-ONCOLOGÍA DEL IMIEM EN SOBRE VIDA DE NIÑOS CON CÁNCER

IMG_5773 IMG_5939*Es el único laboratorio de alta especialidad destinado a la atención de pacientes oncológicos infantiles, en el Estado de México.

Toluca, Méx.- El Hospital para el Niño, del Instituto Materno Infantil del Estado de México (IMIEM), es el único nosocomio público en la entidad que cuenta con un Laboratorio de Alta Especialidad de Hemato-Oncología pediátrica, lo que ha contribuido a que el estado se encuentre por arriba de la media nacional de la sobre vida de niños con cáncer.

El director general del IMIEM, Eduardo Chávez Enríquez, explicó que los estudios que se realizan en dicho lugar sirven para conocer con exactitud el tipo de enfermedad oncológica o hematológica que padece un menor y así el médico proporcione el tratamiento adecuado que le ayude a superar la enfermedad.

“Existe una media de sobre vida a nivel nacional de los niños que padecen cáncer, que es de 56 por ciento. En la entidad estamos alrededor de 60-65 por ciento y con los estudios que se realizan aquí esperamos ir aumentando ese porcentaje”, dijo.

Agregó que el laboratorio tiene toda la tecnología para atender la gama de presentaciones oncológicas que aquejan a la población, pero se ha orientado al estudio de la leucemia, debido a la alta incidencia que tiene este padecimiento en los menores de edad.

David Dosal Domínguez, coordinador del Laboratorio de Alta Especialidad de Hemato-Oncología, detalló que la ruta clínica es desde la toma de la muestra de sangre, para luego hacer una serie de estudios y análisis de la misma, hasta determinar de qué tipo de cáncer se trata y qué células se encuentran afectadas.

“La intención de un laboratorio de este tipo es que podamos ponerle nombre y apellido a la enfermedad y con base a la información, el clínico tome las decisiones prudentes para iniciar el tratamiento adecuado, que tenga impacto en la sobre vida del paciente”, aseguró.

Agregó que el resultado de los estudios está listo en un máximo de dos días, con la finalidad que el paciente reciba lo más pronto posible el método preciso; y refirió que anualmente atienden a un promedio de 7 mil menores y realizan alrededor de 15 mil determinaciones diversas.

Isidro Tejocote Romero, oncólogo pediatra y coordinador del servicio de Hemato-oncología, refirió que luego que el paciente es sometido a un tratamiento se le realizan otros análisis periódicamente para conocer si tiene respuesta satisfactoria, hasta la etapa de consolidación de la enfermedad, por lo que en promedio un menor está en vigilancia durante tres años.

En el laboratorio también tiene un área de investigación donde actualmente se identifica cuál es la dosis terapéutica adecuada en la población mexicana para evitar episodios de toxicidad, recaídas y las muertes asociadas a fármacos; además del monitoreo de la enfermedad para conocer la respuesta clínica de los pacientes.

Asimismo, realizan dos proyectos más, en colaboración con el Instituto Nacional de Pediatría (INP), sobre agentes quimioterapéuticos y la identificación de las células troncales resistentes a terapia.

A %d blogueros les gusta esto: