INDÍGENAS OTOMÍ DISPUTAN TIERRAS EN DONDE SE CONSTRUYE EL TREN INTERURBANO MÉXICO-TOLUCA

OCOYOACAC, Edomex. 4 de septiembre 2018.- Son indígenas otomi, por sus venas corre las mismas tradiciones y venas culturales, pero hoy reviven una vieja lucha ancestral por más de 4 mil hectáreas de tierras, en cuyo uno de los tramos pasan las obras del tren interurbano México-Toluca y la autopista Lerma-La Marquesa, pero cuya indemnización por la expropiación, la Secretaría de Comunicaciones y Transporte (SCT), solo las han recibido San Jerónimo Acazulco y San Juan Coapanoya.

los indígenas de Santa María Tepexoyucan, aún no reciben una indemnización y aunque no se oponen a las obras del tren, sí se dicen los verdaderos dueños de esas 4 mil hectáreas.
De acuerdo al abogado Gustavo Olivares Nateras, de la Central Campesina Cardenista, la SCT ha entregado 300 millones de pesos y 52 millones a Acazulco y Coapanoya, cuando «no son sus tierras».
«La SCT tendrá que volver a indemnizar a los verdaderos propietarios, cuando se resuelvan los juicios», aseguró en conferencia de prensa en la ciudad de Toluca, en la que fijó su posición sobre este conflicto agrario que sostienen con Santiago Pérez Alvarado, abogado de Acazulco.
Aseguró que Santiago Pérez únicamente persigue una ventaja económica» en este conflicto agrario que está en medio de amparos y juicios en diversos tribunales.
Gustavo Olivares, quien estuvo acompañado del jefe supremo otomi, Francisco Montes Juárez y otros representantes de Santa María Tepexoyucan, establecieron que Santiago Pérez utiliza «copias de documentos, pero nosotros tenemos los originales».
El cronista municipal de Tepexoyucan aseguro que existen evidencias de que esas 4 mil hectáreas pertenecen a esa comunidad desde 1249, ya que existe una piedra al pie de la parroquia vieja y un plano de 1841, que hace constar que los otros dos pueblos no tienen ningún derecho legal en esas tierras.
En un documento del Registro Agrario Nacional, dirigido a Julia Juárez Ruiz, del núcleo indígena de Tepexoyucan, se estableció que los antecedentes de propiedad de «los indios de Tepexoyucan presentados por el Archivo General de la Nación, resultó auténtico» mientras que las ejecuciones de Bienes comunales de San Juan Coapanoya, resultaron con inconsistencias.IMG_20180904_104113
Gustavo Olivares aseguró que se quiere impedir que se registre un enfrentamiento entre las poblaciones indígenas por este conflicto de tierras y pidió la intervención del gobierno federal, el del  gobierno del estado de México, así como a instancias locales y federales para resolver el derecho a esas más de 4 mil hectáreas.
Anuncios

Deja un comentario