OPINIÓN: BATALLA POR EL PODER LEGISLATIVO

Tabasqueño

Comienza la batalla por el Poder Legislativo, desde donde el nuevo gobierno, a través de sus legisladores, debe de ir dando la pauta normativa para que las políticas públicas respondan a las expectativas generadas durante la campaña, de manera que desde septiembre se dé forma a un nuevo grito de los mexicanos contra la corrupción, la impunidad y la inseguridad en el país.
Aunque dan por hecho que como hace 6 legislaturas, Porfirio Muñoz Ledo presida la Cámara de Diputados para dejarle a este político avezado la entrega de la banda presidencial al presidente electo el día en que rinda protesta, es posible que deje la conducción de los trabajos legislativo a la hija de Maquío.
Los corifeos del sistema asumen que la negativa de Tatiana Clouthier a la propuesta de ser subsecretaria de Gobernación es porque se están dividiendo los ganadores, porque quieren que a México le vaya mal, pero en las redes sociales su propaganda divisoria no tiene seguidores, más que las plumas que siempre han alquilado a través de colocarlos en medios públicos y publicidad.
No olvidemos que nada ha cambiado después de las elecciones, los intereses de las fuerzas vivas se mueven a lo largo de la estructura del sistema, donde tienen sus nichos de poder y están defendiendo sus privilegios, para seguir desde ellos contando con impunidad en sus acciones contra las instituciones del Estado.
Esperamos que el nuevo gobierno no mimetice los usos y costumbres de la clase política y su sistema, sino que en verdad las instituciones sufran el cambio que necesitan para hacerlas funcionales, eficaces y eficientes para todos los mexicanos.
Recordemos que el señor de las botas que amenazó en campaña con sacar al PRI del gobierno, a las víboras prietas y tepocatas, los dejó en el gobierno, al grado que la economía del país siguió manejada por un tricolor, que en todo momento lo presumía, sobre todo cuando el gabinete votaba, a través de un dispositivo, sobre caminos de políticas a seguir.
Cuando los panistas le decían al Secretario de Hacienda que votará a favor de que propuesta estaba de acuerdo, les decía: “eso háganlo ustedes, los del PAN, yo soy priista” y el “bravucón” guanajuatense de colorido lenguaje no decía nada.
Así comenzamos el siglo con el mismo sistema que habían prometido cambiar y con muchos de sus operadores en el mismo puesto o simplemente reubicados a otros de igual importancia. Y en el siguiente sexenio siguió igual con el michoacano.
En el imaginario colectivo existe la idea de que el presidente que llega puede desde el primer minuto cambiar el estado de cosas de una administración como la del de Atlacomulco que entrega en pésimas condiciones: sin procuración de justicia, sin policías, sin credibilidad, sin nada. El peor sexenio de la historia.
Pero la verdad es que quien gobierna se encuentra con inercias de corrupción permeando en todas las instituciones, impunidad intolerable y muchas veces falta de voluntad de los servidores públicos para trabajar por los mexicanos que somos sus mandantes.
Lo mismo pasa en el Congreso de la Unión y los congresos locales, los vicios del sistema persisten y hay una negativa a cambiarlos, por lo que el camino será largo.

MENOS Y DE CALIDAD
Registrado los legisladores y definidos los coordinadores de cada una de las bancadas, se aprestan a ponerse de acuerdo para el reparto de los espacios en cada cámara del Congreso, elegir a los nuevos secretarios generales, servicio parlamentario, administradores, contralores, voceros y hasta un nuevo director del Canal del Congreso, una vez que la que lo dirigía, utilizó el puesto para brindar a otro. Los que pierden siempre piden mucho.
Las medidas de austeridad se aplicarán desde el primer minuto del mes de septiembre, en algunos rubros, en otros tendrá que esperar que se apruebe la Ley de Salarios Máximos para los servidores públicos, de manera que nadie gane más que el Presidente de la República, así que tendrán que legislar desde el comienzo para que antes de que, entre el nuevo gobierno, tengan vigencia los cambios publicados en el Diario Oficial.
Veremos entonces una reducción incluso, en el número de personas que cotidianamente pululan por los pasillos del Palacio Legislativo de San Lázaro, que pasó de un promedio de 3 mil hace dos legislaturas, a más de 6 mil sobre todo en los días de sesiones, y vuelven intransitables la movilidad peatonal en está y en la Cámara de Senadores, donde el número es menor, pero se disparó con la llegada del vicepresidente Gamboa.
Lo que es un hecho es que aquellos que siempre subían a tribuna a argumentar sus posturas sobre el porqué de la necesidad de aprobar nuevas leyes o reformas, encontraban oídos sordos en los legisladores del gobierno, que ni utilizaban la tribuna para defender su posición, simplemente la aprobaban. Ahora será al revés.
Los que van a gobernar tendrán los argumentos y los votos necesarios para aprobar, sin avasallar, sus propuestas, y tendrán en la derecha a sus principales opositores, toda vez que la chiquillada tricolor tendrá que demostrar que sabe ser oposición o buscarán como es su estilo, la negociación en lo oscurito.
Claro que la mini chiquillada amarilla, por despecho, dicen todos, se opone a lo que el presidente electo y sus seguidores, opinan o anuncian, al ser puestos en evidencia de que no eran más que paleros del sistema como los pepinosocialistas en su momento.
Ahí está el caso del chucho mayor que quiere como sea, aún a costa de sacrificar a otro de su mismo partido, pero de diferente tribu, para que lo dejen llegar al Senado a como dé lugar.
Para Ripley la nueva composición de la clase política en México.

TRIBUNALES VENALES
Una muestra de que el sistema no ha cambiado aún, son los fallos de los tribunales electorales locales que denunció la bancada de Morena en El Senado, le da en la mesa al PRI lo que no lograron en las urnas, aduciendo una sobrerrepresentación que no existe en la coalición ganadora, con la finalidad de reducir la mayoría de esta en los congresos locales.
Ricardo Monreal llamó al Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación a no prestarse a dicha maquinación de los gobernadores tricolores que pretenden con ello tener más legisladores, como es el caso del Estado de México, donde sólo pudieron ganar un distrito y tienen por la vía plurinominal, de la que pedían su extinción, mil veces más diputados.
Para Ripley que el partido que pedía la desaparición de los plurinominales tenga en ambas cámaras del Congreso de la Unión, coordinadores que llegaron por esa vía, de otra manera tendrían 7 diputados federales, dos senadores de Yucatán donde ganaron más cinco de primera minoría, para no más de 7. Cabalístico sería su número con igual número de legisladores.
En el Congreso Mexiquense solo tendrían uno, dos para el PAN y 42 para los de Juntos Haremos Historia. Entonces, ¿quiénes son los que están sobrerrepresentados en los congresos?
El mes patrio será el decisivo para lograr los cambios que México necesita sin mimetizar usos y costumbres para que los mexicanos vean que en realidad se busca lograr la 4ª transformación.
Por ley, el 29 de agosto deben instalarse la Cámara de Diputados y la Cámara de Senadores y el 1 de septiembre comienzan sus trabajos con la recepción del último informe del presidente del que se espera reconozca que se equivocó y nos dejó a merced de la delincuencia, la corrupción y la impunidad, con sus gobernadores.
Comentarios a uliseshj@hotmail.com

Visita www.legislativotv.com.mx

Anuncios

Deja un comentario